DALIAS - Patrimonio Histórico Artístico

DALIAS - Iglesia de Santa María de Ambrox
Iglesia de Santa María de Ambrox

Iglesia de Santa María de Ambrox - Dalías

La Parroquia de Dalías se fundó en 1.501 denominándose Santa María de Ambrox. Cuando en 1.568 se produce la rebelión de los moriscos en La Alpujarra, Dalías queda totalmente ocupada, siendo su iglesia destruída. Se construyó de nuevo y el terremoto de 25 de Agosto de 1.804 la arrasó por completo. Los cimientos de la nueva iglesia comenzaron a ponerse en 1.817 y no se terminó hasta bien entrado el Siglo XX. En la madrugada del día 20 de Septiembre de 1.993 un incendio volvió a arrasar el templo, destruyendo totalmente el techo, algunos altares e imágenes. Entre ellas la Virgen de los Dolores, era una de las más antiguas (una de las que no fue quemada en la Guerra Civil), aunque no se conocía con exactitud la fecha de la talla. El resto de los imágenes y altares sufrieron serios desperfectos. El Cristo de la Luz sufrió importantes daños. La restauración del templo comenzó de forma inmediata. En 1.997 la parte más importante está finalizada y presenta muy buen aspecto.

El edificio es de grandes proporciones, su planta es de cruz latina, de tres naves y crucero alineado con los muros laterales.

Capilla del Padre Rubio
La capilla mayor es cuadrada y se haya más elevada que el resto de la nave. A ambos lados están situadas dos habitaciones ---sacristías---. Esta capilla está presidida por el Sto. Cristo de la Luz, imagen tallada por A. Castillo Lastrucci en Sevilla el año 1.939. Una capilla abierta a la nave lateral izquierda mediante un arco de medio punto, se cierra con una reja. Es la capilla del Padre Rubio, hijo de Dalías, betificado por el Papa Juan Pablo II en 1.985.

El techo de la nave central y el brazo de crucero es de madera. Este se colocó en 1.994 sustituyendo a la antigua bóveda de medio punto que había antes del incendio de 1.993. Las naves laterales se cubren alternativmente con bóvedas de aristas y espacios de medio cañón transversales.

Externamente, los muros de la fachada princiapl y del lateral derecho aparecen revocados y pintados en dos tonos, mientras que el lateral izquierdo y la fachada posterior conservan el ladrillo visto.

La fachada principal está dividida en tres cuerpos: el central, ligeramente saliente respecto al plano general, tiene la puerta principal precedida de una gradería. Esta puerta es un hueco de medio punto rodeado de arquivoltas, sobre la que se encuentra una especie de hornacina con igual arco. Está encuadrada por una cornisa sobre la que corre, de uno a otro extremo una barandilla de hierro forjado tras la que se alza un cuerpo superior calado por tres ventanas, que iluminan la nava central. Los dos cuerpos laterales tienen balcones con antepechos de hierro a la altura de la tribuna; sobre éstos, espadañas de tres huecos de medio punto entre pilastras terminadas en pirámides y rematadas por un perfil mixtilíneo. Una de estas espadañas tiene la función de campanario. Las portadas laterales son simples huecos de medio punto.